:::::::::::::::::::::


Memorias del Futuro


34

Las Armas Nucleares
y los misiles para hacerlas estallar
en cualquier parte del Astro
es algo en lo que nadie piensa
por pura cercanía
y por pura evidencia
de su proximidad.

En la pretérita época
en que estoy escribiendo esto
dos países
-uno grande y otro diminuto-
quieren hacerse los amos del Astro,
siendo el diminuto el que
-como un parásito-
rige y manipula al grandullón.

La Mentalidad
de la geopolítica de esos dos países
-y la de los demás-
es Arcaizante como si se hallaran
dos siglos atrás en el Pasado,
pues actúan como potencias coloniales
cuando Las Armas Nucleares
son ahora totalmente distintas
de las que se utilizaron
en El Periodo de La Colonización,
-pero eso es algo que nadie quiere verlo-.

El patrón que se está siguiendo
en esta época pretérita ala vez que posmoderna
es el de los antiguos imperios
de la llamada Edad Antigua,
en el que el país grande y mejor armado
va devorando uno tras otro
a países pequeños y con armas inferiores.

El Error -que es peor que El Crimen-
de estos agresores países imperialistas
es que son de reciente creación
-el grande bisecular
y el pequeño tribal-
en comparación a los milenarios
pequeños y débiles países atacados.

La unión de La Tribu del Libro
con la Subcultura del país grande bisecular
les produce a ambos una paranoya
en la que el reciente país mayoritario
se cree tan antiguo
como La Tribu Diminuta del Libro,
y en la que La Tribu Diminuta
recientísimamente convertida en Estado
se cree tan Poderosa
como el país mayoritario.

Dos Errores que mutuamente se compensan
PARA PERDICIÓN,
pretendiendo inconscientemente
arrastrar en su Caída
al resto del mundo
-en el que hay por doquier Bombas Atómicas-.

Los demás países esperan a corto y medio plazo
con prudente y cobarde reserva
que las Antguas Culturas
resistan el tiempo suficiente
-con incomprendidos Heroísmos-
hasta que los dos países paranoicos
se topen con la imposibilidad
de sus sueños imperialistas,
como cualquier mente razonable puede ver.

En cierto modo los Dos Bandos
-el Explícito y el Tácito-
llevan Razón
en esta parodia a imitación
de los antiguos Imperios Clásicos,
que siempre aportaban a sus nuevas Provincias
alguna ventajosa superioridad
en Derecho Jurídico y en Administración,
( confundidos ahora con la Electrónica
y con la Globalización ).

Haciéndose a la idea
de que no van a ser utilizadas
armas nucleares
ni de destrucción masiva,
el Bando Agresor y los Taciturnos
pueden seguir bastante seguros
pensando en viejos términoos bimilenarios
o bicentenarios
como si Madame Curie no hubiera existido.

Pero existió,
y a todas horas de todos los días
los laboratorios de investigación nuclear
y las fábricas de armas nucleares
siguen sus labores incesantemente
en alto secreto y sin decir nada
a los periodistas,
y por tanto tampoco
a los oyentes ni a los televidentes,
que con toda tranquilidad desconocen
que están siendo apuntados
por misiles nucleares
de diversas procedencias.

Los misiles más modernos
recorren cinco kilómetros cada segundo,
y por tanto no son detectables por el rádar,
que mientras da una vuelta
pueden pasarle por la espalda
varias docenas de misiles
sin que se dé cuenta.

En estas divertidas vísperas
de El Periodo Intermedio
cuyo _Día S_ es tan Alto Secreto
que ni Yo puedo imaginarme
cuál será la fecha más propicia
para arrasar a SATANIA,
aunque no dejo de tener
la mosca tras la oreja
en base a los proyectos satánicos
del Enanito y el Gigantón
de construirse a corto plazo
su tan esperado
Medio Gran Oriente.


..................